jueves, 18 de marzo de 2010

«el AZAR
El sentido del teatro es el sentido de la cuerda floja, el sentido del azar. Una sana, alegre tensión elástica de todo nuestro ser, de toda nuestra energía vital.
Cuando te falta la respiración, cuando te atragantas, cuando te bailan en el cerebro diablillos rojizos.
Como en el CIRCO:
Debajo mismo de la cúpula –como suspendido de un hilo- se balancea el equilibrista y toda la sala espera quieta, reteniendo la respiración.
¡Eso… eso… un poco más!…
-¡Ah!-
-¡Basta!-¡¡Basta!!-¡¡¡Basta!!!-»

ROMAGUERA I RAMIÓ, Joaquím; ALSINA THEVENET, Homero: Textos y Manifiestos del Cine. Cuarta edición. Madrid: Cátedra, 2007. Pág.52-68. Fragmentos del Manifiesto del Excentrismo divulgado en 1922 por la escuela FEKS, sigla rusa con la que se alude a la Fábrica del Actor Excéntrico.